En una noche de reflexión y recogimiento espiritual, cientos de velas se encendieron en la sede del candidato a la gobernación, Víctor Ramírez, como un símbolo de esperanza en medio de los hechos violentos de los últimos días en el Cauca, y que cobraron la vida de importantes lideres, entre ellos, los liberales Karina García Sierra y Yeison Obando, aspirantes a la alcaldía y concejo de Suárez, respectivamente, quienes fueron masacrados junto a una comitiva en el sector La Betulia.

“A Karina la conocí en al comienzo de mi campaña, era una mujer de principios, de fortaleza. En todo memento con decisión, coraje y valentía. No damos tránsito que esto haya sucedido, no es creíble que la barbarie, ese estilo de asesinar a una líder social y política esté ocurriendo en el Cauca, de la manera salvaje y criminal con que actuaron, con sevicia”, expresó el candidato liberal Victor Ramírez.

El acto solemne incluyó un minuto de silencio y una oración para que cese el actuar de los grupos armados, y como una muestra de que la paz es la única vía para alcanzar el desarrollo que tanto anhela el Cauca.

Así mismo, el próximo viernes se llevará a cabo una marcha en el municipio de Suárez, en rechazo a este tipo de crímenes, acto al que el candidato confirmó su asistencia y reiteró su preocupación por la situación violenta que se viene presentando en el Cauca, las amenazas a lideres sociales, políticos, las confrontaciones entre grupos indígenas y el silencio del gobierno, ante los esquemas de seguridad que requieren los candidatos a cargos de elección popular.


Publicidad

Síguenos